El doble mentón o papada es un problema que preocupa a muchas personas. Te hablamos de algunos ejercicios sencillos que puedes realizar en casa tanto para prevenir como para tonificar tu rostro en caso de que te preocupe la flacidez en la zona del cuello.

Con el paso del tiempo, la piel es susceptible de sufrir flacidez y falta de tonicidad. El cuello es una de las zonas que más evidencian los signos de la edad: la piel localizada bajo la barbilla puede perder elasticidad y acumular grasa, dando pie a la aparición de la temida papada. Sin embargo, una piel joven también puede desarrollar doble mentón, puesto que no sólo la edad influye en su aparición, también el factor genético o el sobrepeso son causas habituales.

Si quieres prevenir la papada o ya notas su aparición, te contamos algunos ejercicios para propiciar a su eliminación de manera sencilla si eres constante.

Doble mentón

Eliminar la papada: algunos ejercicios básicos

#1. Saca tu labio inferior tan lejos como puedas, como si estuvieras haciendo “pucheros”, notarás que tu cuello se contrae. Seguidamente, trata de llevar tu barbilla hacia el pecho, intentando no arquear la espalda o alzar los hombros. Cuando vuelvas a la posición del principio, trata de hacer entre 15 y 20 repeticiones del ejercicio.

#2. Con los hombros relajados y la espalda recta, de pie o sentada, extiende el cuello moviendo la cabeza hacia atrás y forma una “o” con tus labios. Mantén los labios cerrados en esta posición y el cuello estirado entre 15 y 20 segundos, y repite el ejercicio entero un par de veces más.

#3. Como si trataras de besar al techo, extiende el cuello y frunce los labios el máximo que puedas. Mantén durante 5 o 10 segundos y repite el ejercicio entero entre 15 y 20 veces al día. Notarás cómo se endurecen los músculos de tu cuello.

#4. Con la espalda recta, echa la cabeza hacia atrás hasta que notes que el cuello te tira un poco, y repítelo 10 veces.

Si eres constante, este tipo de gimnasia facial te ayudará a tonificar tu rostro y a reducir los signos de flacidez de manera sencilla y cómoda. ¡Y no olvides tu rutina de cuidados faciales diaria! 


¿Eres esteticista? Dale a PLEI y descubre el contenido de La Cápsula del Tiempo